Estudios de competencia: El punto de partida para futuras estrategias

Estudios de competencia: El punto de partida para futuras estrategias




A la hora de crear una estrategia de comunicación, establecer la situación actual a través de la observación resulta imprescindible para determinar el punto de partida, así como desarrollar los objetivos a corto, medio y largo plazo.

En esta primera aproximación entra en juego la definición de la visión, la misión y los valores de la empresa, que se focalizan en una serie de preguntas: Qué hace la entidad, por qué lo hace, cuál es su aporte de valor y diferenciación, qué se pretende lograr, cuáles son los planes a futuro, y en qué principios se basará para conseguirlos.

Después de un exhaustivo análisis basado en la observación interna, llega la hora de observar el exterior: Para lograrlo, los estudios de competencia resultan un paso imprescindible que permitirá tomar decisiones basadas en información contrastada y sin sesgos de ningún tipo.

Un estudio de competencia coloca el foco en los movimientos  en materia de comunicación de aquellas empresas que enfocan sus esfuerzos en elaborar un producto o servicio similar al de la empresa sobre la que estamos trabajando, aunque sea en un solo área y no en la totalidad de su oferta.

Por tanto, observar qué hace, cómo lo hace, en qué canales se apoya y qué resultados obtiene será determinante para que se puedan tomar decisiones que ayudarán a clarificar los siguientes pasos de la estrategia: diferenciarse o mejorar lo presente pueden ser dos alternativas para responder a este contexto.

En Fakoy Corporation, los estudios de competencia desarrollados analizan en primer lugar el contexto general y sectorial de la entidad: una puesta en escena de las tendencias de consumo, a nivel tanto nacional como internacional, que nos guíe y nos ayude a situarnos en el mapa.

Establecido el contexto, pasaremos a analizar las diferentes vías que las marcas de la competencia utilizan para comunicar: Su sede online, es decir, su página web, será analizada exhaustivamente con el objeto de identificar dónde pone la entidad sus esfuerzos, cuáles son sus debilidades y fortalezas, así como un detallado análisis que comprenderá cifras de tráfico, campañas SEO, etc.

Las redes sociales y diferentes canales de divulgación también serán objeto de análisis durante diferentes periodos: la aparición en medios, contenidos generados, el tono de sus comunicaciones, la calidad, frecuencia y la temática son claros indicadores de la dirección que toman las diferentes entidades, y el vacío que probablemente se pueda llenar con nuevas acciones, destacando entre los distintos discursos.

Una vez establecida y sintetizada la información, llega el momento de la toma de decisiones y de establecer una línea estratégica clara y definida, que asentará las base para el desarrollo de acciones.




Sin comentarios

Añadir comentario